Esta es la historia de la gran paloma Pía María y sus amigas, que vivían en un colegio y comían las migajas que les tiraban. “Pero el único problema es que las niñas las pateaban siempre durante los recreos”, escribe Fabiana Mejías en “La gran patada y la popó”, un relato agridulce sobre el maltrato animal y sus consecuencias inesperadas. La ilustradora Sol Díaz puso sus manos en tinta para darle vida a esta historia. ¡Mira el resultado!

Conoce más del trabajo de Sol en su sitio web.



¡Pssst! ¿Te cuento algo? «Las aventuras literarias de Egard y Lupe» están disponibles en Youtube. Suscríbete al canal de Ojo en Tinta para revisar todos los capítulos.